Anatomía de los caballitos de mar

La anatomía del caballito de mar  o hipocampo es muy interesante. Esto se debe a que tienen un rostro muy parecido al de un caballo terrestre, de ahí proviene el nombre con el que se conoce a esta criatura marina, sin embargo no tiene ningún vínculo genético con los caballos. Simplemente están estrechamente relacionadas con diversas y pequeñas formas de vida acuática.

caballito de mar lindoOtra característica que presentan los caballitos de mar es un hocico muy largo, lo utilizan para alimentarse y a menudo parece desproporcionado en correspondencia con el diseño general del cuerpo. Son capaces de consumir trozos de alimentos sin romperlos en varios pedazos, o sea, como lo que vean, es como lo comerán.

Nadan en posición vertical, lo que resulta muy diferente a lo que hacen el resto de sus parientes, sin embargo, esta característica no los convierte en buenos nadadores. Es de suponer que, como viven en el agua son capaces de hacerlo, pero no es así.

Para los investigadores es muy desconcertante que los caballitos de mar no hayan evolucionado lo suficiente a lo largo del tiempo de forma tal que puedan sobrevivir fácilmente en el medio marino. Por ejemplo, muchos adultos mueren cada año debido a los cambios climáticos y en caso de que la corriente del agua sea muy rápida, también pueden morir por agotamiento. Debido a su anatomía ellos necesitan vivir en aguas quietas o de movimientos lentos. Se ayudan de la aleta dorsal para moverse a través del agua y tienen una cola prensil que utilizan para recoger cosas y agarrarse en caso de ser necesario. Se sabe además que no son capaces de doblar dicha cola hacia atrás, es muy potente y en ocasiones la usan para luchar entre sí, comportamiento que es más propio de los machos que buscan una compañera para reproducirse. También pueden ocurrir peleas entre hembras o hembras y machos, por el territorio o los alimentos.

caballito de mar en la arenaLos hipocampos necesitan gran cantidad de energía para moverse dentro del agua, es por eso que frecuentemente se apoyan en lo que encuentran a su paso. Generalmente se mueven para encontrar alimento, encontrar pareja y evitar el peligro. Muchos piensan que los caballitos de mar son animales perezosos, pero si se observan bien podremos comprender que, de acuerdo a su anatomía, hacen lo mejor que pueden con lo que tienen.
En la parte superior de la cabeza tienen una red de coral muy singular, con un diseño y tamaño únicos para cada individuo, al igual que sucede con las huellas dactilares en el caso de las personas. También tienen ojos grandes que son capaces de moverse independientemente uno del otro.

Algunas personas creen que el caballito de mar tiene dientes, pero esto es sólo un mito, ninguna de las 40 especies identificadas en el mundo los tiene. Tampoco presentan algún tipo de extremidades, lo que los hace indefensos ante los depredadores o cualquier peligro. Para esto han desarrollado un mecanismo de defensa muy singular que consiste en mezclarse con el entorno mediante el cambio de color, de modo que sean casi invisibles para el resto de las criaturas. Se piensa que esta capacidad de la anatomía de los caballitos de mar es lo que les ha permitido vivir durante millones de años.

¿Por qué el caballito de mar come con tanta frecuencia? La respuesta es simple, estas criaturas no tienen sistema digestivo, la digestión ocurre rápidamente por lo que van a sentir hambre poco tiempo después de que hayan comido.

libro ¡IMPORTANTE!

¿Te gustan los animales?...descarga 100% gratis nuestro ebook: "Animales salvajes" y conviértete en un experto del reino animal.

Podrás conocer características sorprendentes, imágenes impactactes, curiosidades que ni te imaginas y mucho más sobre tus animales preferidos.
¿Qué esperas?... ¡ES GRATIS!